EL ESCORIAL 2012

El sábado, día 3 de marzo de 2012, hicimos una excursión a El Escorial, con la intención de hacer una visita al Real Monasterio que allí se encuentra y que mandó construir el rey Felipe II para establecer allí su corte. Comimos en un lugar típico, muy cerca del Monasterio, y decidimos dejar la visita para después. Esto resultó ser un gran error, pues cuando fuimos a las taquillas para sacar las entradas, nos dijeron que no se admitían visitas los sábados por la tarde. Sin embargo, la visita a la Basílica sí podíamos hacerla. Además, la entrada es libre y gratuita, y eso fue lo que hicimos. Nos llamaron mucho la atención las impresionantes bóvedas de la Basílica, pintadas al fresco por Luca Giordano en tiempos del rey Carlos II.

Monasterio de El Escorial
Fachada del Real Monasterio de El Escorial

La tarde la dedicamos a dar un agradable paseo hasta la Silla de Felipe II, un conjunto de plataformas escalonadas y asientos labrados en granito desde donde, según la tradición, Felipe II observaba el avance de las obras del Monasterio. Fue un paseo de aproximadamente 2’5 kilómetros desde El Escorial, atravesando espacios naturales protegidos.

Camino a la Silla
Camino hacia la Silla de Felipe II
El Escorial desde la Silla
Panorámica de El Escorial desde la Silla de Felipe II